Historia de Zambia

Breve historia de Zambia resumida

Un breve repaso a la historia de Zambia, país africano, de forma resumida.

Zambia en la antigüedad

En la época de Cristo, los habitantes de Zambia eran bosquimanos, cazadores y recolectores de la edad de piedra. Cazaban antílopes con arcos y flechas. También atrapaban animales más pequeños y recolectaban frutas y nueces y orugas y langostas. Llevaban un estilo de vida seminómada y hacían cortinas cortavientos de piedras y ramas, o si se quedaban en una zona durante una temporada, hacían chozas de postes doblados y hierba con paja.

Hacia el siglo IV d.C. llegó una nueva oleada de inmigrantes de habla bantú procedentes del norte. Eran granjeros y tenían herramientas de hierro y armas. Los agricultores cultivaban sorgo y frijoles, así como plátanos y ñames. Criaban rebaños de vacas y cabras. También cazaron con flechas de hierro. Los agricultores también hacían alfarería.

Vivían en pequeñas aldeas de una docena de casas y cada una de ellas era más o menos autosuficiente. Los campesinos construyeron chozas de postes y tornos dispuestos con un recinto central donde se guardaba el ganado vacuno y caprino durante la noche. Los hombres fueron enterrados en este recinto cuando murieron.

Los agricultores practicaban la agricultura de talar y quemar. Siguieron adelante cuando habían agotado el suelo. Los campesinos parecen haber vivido pacíficamente junto a los bosquimanos durante siglos.

Una sociedad más avanzada

En los siglos XI o XII había surgido una cultura más avanzada de la edad de hierro llamada cultura Luanga. Las aldeas agrícolas originales eran en su mayoría autosuficientes, pero en el siglo XII el comercio a larga distancia era floreciente.

Un centro comercial se llamaba Inge-ambe-Ilede (el lugar donde yace la vaca), cerca de la confluencia del Zambezi y el Kafue. Allí se tejían telas de algodón, tallas de marfil y metalistería. El cobre se convertía en brazaletes o en cruces, que se utilizaban como moneda. La población aumentó y las unidades políticas crecieron.

Hacia 1500 surgieron los reinos organizados. Chewa en el este, Lozi en el oeste, Bemba y Lunda en el norte fueron los más grandes. En el siglo XVI algunos hombres fueron enterrados con cuentas de oro. Los gobernantes también tenían cuentas de cristal de la costa del Océano Índico.

La llegada de los europeos

Hacia 1500 los portugueses navegaban alrededor de la costa de África (aunque no penetraron mucho tierra adentro). Trajeron nuevos alimentos de las Américas, maíz y mandioca.

A partir del siglo VII los árabes tomaron esclavos de África y los portugueses también. Ofrecían a los gobernantes africanos bienes a cambio de esclavos. Así que las tribus africanas atacaron a otras tribus para capturar esclavos y venderlos a los portugueses. Pero el pueblo de Zambia no tuvo contacto directo con los europeos hasta el siglo XIX.

A principios del siglo XIX, Shaka, el gobernante zulú, comenzó a conquistar a los pueblos vecinos. Desplazó a pueblos enteros a través del sur y centro de África. Los efectos se sintieron tan al norte como en Zambia. Una tribu huyó de su hogar en Sudáfrica. Su líder le puso a la tribu el nombre de su esposa favorita, Kololo. En la década de 1830 cruzaron el Zambezi y marcharon hacia el área al norte de las Cataratas Victoria. Más tarde marcharon hacia el oeste y sometieron al reino Lozi del Alto Zambeze. Ellos fundaron el reino Kololo. (Más tarde, en la década de 1860, los Lozi lograron recuperar el control de su territorio).

Otro pueblo llamado Ngoni abandonó los dominios de Shaka en la década de 1820. Cruzaron el Zambezi en 1835 y se dirigieron hacia el norte hasta el lago Tanganyika. Más tarde se establecieron en el este de Zambia. Los Ngoni vivían en parte asaltando otras tribus o asaltando las caravanas de los comerciantes.

El primer europeo en visitar la zona fue David Livingstone. Viajó allí en 1851. Visitó el reino de Kololo y vio a los nobles vestidos con ropa británica que los portugueses habían vendido a los africanos en Angola. También fue el primer europeo en ver las Cataratas Victoria. Livingstone formó una misión en el reino de Kololo, pero fracasó porque la mayoría de sus miembros murieron.

Livingstone deseaba convertir a los africanos y también poner fin a la trata de esclavos. Sabía que los africanos querían productos europeos y que venderían esclavos para conseguirlos. El orador espera poder sustituir la trata de esclavos por el comercio legítimo. Sabía que los africanos cultivaban algodón y que había una gran demanda en Europa. También había un mercado europeo para el marfil (se utilizaba para hacer teclados y bolas de billar). Livingstone esperaba poder convencer a los africanos de que vendieran algodón o marfil a los europeos a cambio de sus productos en lugar de vender esclavos.

La idea fracasó porque los productos tendrían que ser llevados a Mozambique para su exportación. Desafortunadamente, una garganta en Mozambique hizo que el río no fuera navegable y era demasiado difícil transportar mercancías a pie.

El comienzo del dominio británico

Después de 35 años, Livingstone Zambia tuvo que seguir su propio camino. Estuvo bajo dominio británico en los años 1889 a 1901 debido a los esfuerzos de Cecil Rhodes (1853-1902). En 1889 Rhodes estableció la British South African Company (SAC) para explotar minerales en el sur y centro de África. El Tesoro británico se negó a financiar colonias en África. Sin embargo, Rodas y su compañía hicieron tratados con tribus africanas que les permitían el derecho a buscar y extraer minerales.

Una vez que los británicos comenzaron a minar en territorio africano, gradualmente se hicieron cargo de él. Lewanika, rey de los Lozi en el oeste de Zambia, buscó la protección británica de otra tribu, los Ndebele. También había rivales para su trono y pensó que tener un representante británico en su corte fortalecería su posición. También esperaba que los británicos establecieran escuelas y educaran a su pueblo. Trató con un representante del SAC en la creencia equivocada de que estaba hablando con un representante del gobierno británico.

El rey les permitió minar en su reino y acordó que los ciudadanos británicos en su territorio a cambio de 2000 libras al año y la protección de los Ndeble. Pero los británicos no se ocuparon decisivamente de los Ndeble hasta 1893, cuando volvieron a atacar a los Lozi. Además, no se envió dinero hasta 1897 y ningún representante británico fue enviado a su tribunal hasta el mismo año. Rodas y sus hombres hicieron tratados con otras tribus en 1891-1894. Entre ellos se encontraban los tabwa, lungu y mambe.

Sin embargo, los Bemba y los Ngoni se negaron a negociar y fueron conquistados por la fuerza. Al principio, los Bemba se mantuvieron firmes contra el pequeño número de tropas británicas enviadas en su contra. Pero los Bemba vivían de hacer incursiones en caravanas de larga distancia. A medida que los europeos se fueron apoderando de más y más de África, estas caravanas cesaron. Sin ellos para aprovecharse de los Bemba se debilitaron. Finalmente, en 1898, un misionero católico francés se declaró rey de los Bemba y recibió a los soldados del SAC en la capital. En el sudeste, los ngoni fueron derrotados por las ametralladoras británicas.

Los británicos entonces tomaron la tierra y el ganado de Ngoni y obligaron a los hombres a convertirse en trabajadores asalariados. Sin embargo, Rodas y sus hombres no encontraron una gran riqueza mineral en Zambia. Encontraron óxido de cobre, una especie de mineral de cobre en la superficie o cerca de ella y algo de zinc, pero nada como la cantidad de minerales valiosos que esperaban encontrar. (Debajo del óxido de cobre había una gran cantidad de sulfuro de cobre, un tipo diferente de mineral, pero esto no se descubrió hasta la década de 1920). Así que los británicos impusieron un impuesto de choza. Todo hombre capaz tenía que pagar el impuesto en efectivo. Eso significó que muchos hombres fueron forzados a trabajar como trabajadores asalariados en Zimbabwe o Sudáfrica. Los levantamientos contra el impuesto fueron reprimidos por la fuerza. Si un hombre moría, su cabaña era quemada y si era capturado, era encarcelado.

Sin embargo, sólo un pequeño número de europeos llegó a vivir en la nueva colonia. Sólo había unos 3.000 en 1914. La mayoría de ellos vivían en una franja de tierra al lado de la vía férrea que corría de norte a sur a través del centro de la colonia. Vivían en granjas trabajadas por trabajadores africanos. Sin embargo, muchos indios vinieron a trabajar como comerciantes y artesanos en la colonia. Eran vistos como “intermediarios” entre los europeos y los africanos.

Zambia a principios del siglo XX

Livingstone fue fundada en 1905 cuando se construyó un puente ferroviario sobre el Zambeze. (Se construyó un ferrocarril al norte de Rodesia que llegó a Zaire en 1909). Los residentes de un asentamiento llamado Old Drift se mudaron al lugar. Al principio, Zambia se dividió en dos partes. Se llamaban Northwest Rhodesia y Northeast Rhodesia. Después de 1907 Livingstone fue la capital del noroeste de Rodesia. En 1911 las dos mitades se unieron para formar una colonia y Livingstone se convirtió en la capital. Lusaka fue fundada en 1905 para servir a una mina de plomo en Kabwe. (Se convirtió en la capital en 1935). Ndola fue fundada en 1904.

Zambia, o Rhodesia del Norte como se la llamaba, sufrió severamente en la Primera Guerra Mundial. Unos 3.500 zambianos se unieron a las fuerzas armadas para luchar contra los alemanes en Tanzania (que entonces era una colonia alemana). Entre 50.000 y 100.000 zambianos se unieron al ejército británico como porteadores. Peor aún, muchos granos y ganado fueron confiscados para uso militar.

Las actitudes hacia los africanos habían cambiado en 1923 (en Gran Bretaña de todos modos) y el gobierno de la compañía ya no era aceptable para el gobierno británico. Así que en ese año Zambia se convirtió en un protectorado de la corona. En 1925 se formó un consejo legislativo pero la franquicia efectivamente excluyó a los negros. Sin embargo, en 1929 el secretario colonial británico declaró que en el futuro los intereses de los africanos eran primordiales. Desafortunadamente, sus palabras hicieron muy poca diferencia en la vida de los africanos comunes y corrientes.

Nuevas riquezas minerales

El destino de Zambia cambió drásticamente a finales de la década de 1920 cuando se descubrieron ricos yacimientos subterráneos de cobre y cobalto. Kitwe fue fundada como un centro minero de cobre en 1936. En 1939 Zambia era la principal fuente mundial de cobre y era un país potencialmente rico. En 1930 había unos 30.000 mineros africanos en Zambia y unos 4.000 mineros blancos que realizaban trabajos cualificados y de gestión. A principios de la década de 1930, la demanda de cobre disminuyó, pero el precio del cobre aumentó entre 1935 y 1937 y la fuerza laboral se expandió.

Además, el número de personas blancas en Zambia aumentó considerablemente después de que se descubriera el cobre. En 1939 había unos 13.000, tres veces más que en 1930. Muchos de estos blancos procedían de Sudáfrica.

A principios del siglo XX, el gobierno británico esperaba que un gran número de blancos vinieran a establecerse en Zambia. Por lo tanto, dividieron la tierra en dos, unos para los blancos y otros para los africanos. Pero la esperada afluencia de blancos no se produjo. La mayor parte de la tierra reservada para ellos seguía vacía. Sin embargo, se reservó tanta tierra para los blancos que los africanos se quedaron cortos. Esto y la necesidad de pagar impuestos significó que la mayoría de los africanos fueron forzados a convertirse en trabajadores asalariados para los blancos. En 1936 se estimaba que el 60% de los hombres sanos de Zambia trabajaban fuera de casa. Alrededor de 60.000 personas trabajaban en Zambia, a menudo como mineros. Muchos más trabajaron en plantaciones en Zimbabwe o Tanzania.

El gran número de hombres que trabajan en las minas tuvo un importante efecto social. Tiende a debilitar los lazos tribales. Los mineros tendían a verse a sí mismos como mineros, sobre todo, en lugar de pertenecer a una u otra tribu. Y comenzaron a organizarse. En la década de 1930 no había sindicatos africanos, pero en 1935 los mineros africanos se declararon en huelga espontáneamente. También hubo disturbios. El ejército fue enviado para suprimirlos. Seis mineros murieron y 22 resultaron heridos.

En 1940 los mineros blancos se declararon en huelga y obligaron a sus empleadores a darles mejores condiciones. Aunque todavía no tenían un sindicato, los africanos decidieron seguir su ejemplo. Nuevamente hubo disturbios, que fueron reprimidos por la fuerza. Esta vez murieron 17 mineros y 64 resultaron heridos.

Sin embargo, en 1948 los mineros africanos fundaron un verdadero sindicato. También lo hicieron los ferroviarios africanos en 1949. La existencia de sindicatos africanos es una gran amenaza para el gobierno británico.

Hubo otros signos de cambio en la década de 1930. Los misioneros habían estado proporcionando escuelas desde finales del siglo XIX. En la década de 1930, el gobierno británico comenzó a proporcionarlos. Había un número creciente de africanos educados que trabajaban como oficinistas, comerciantes y maestros y ellos también comenzaron a organizarse. Formaron asociaciones de beneficencia. En 1933 había unos en Abercorn, Kasama y Fort Jameson. Al principio, las asociaciones de beneficencia hicieron campaña contra las injusticias locales, pero más tarde comenzaron a hacer campaña a favor de la independencia. En 1946, 14 de ellos se unieron para formar la Federación de Sociedades Africanas de Rhodesia del Norte (el antiguo nombre de Zambia).

Cambios de gobierno

También hubo cambios en la forma en que la colonia fue gobernada en las décadas de 1930 y 1940. Después de 1930, los británicos adoptaron una política de gobierno indirecto. A los jefes africanos se les dio un papel en la administración local. Después de los disturbios en el cinturón de cobre en 1935, el gobierno formó consejos asesores urbanos para dar a los africanos urbanos un papel de “asesores” en la forma en que se dirigían sus ciudades. Además, en 1943 se formaron consejos provinciales africanos. Estaban formados principalmente por jefes tradicionales, pero contenían algunos miembros electos.

Finalmente, en 1946 se formó un Consejo de Representantes Africanos; 25 miembros fueron elegidos y 4 fueron nombrados por el jefe supremo de Barotseland (en el oeste de Zambia). En 1948 algunos africanos fueron nombrados para el consejo legislativo. En 1949 se creó el Congreso Nacionalista Africano (ANC) a partir de las asociaciones de beneficencia iniciadas en la década de 1930.

Los colonos blancos veían estos asentamientos con alarma. En 1936, los europeos de Malawi, Zambia y Zimbabwe comenzaron a conspirar para mantener su poder. Decidieron que la mejor manera era formar las 3 colonias diferentes en un territorio. Creían que eso les permitiría controlar a los africanos más fácilmente. En la década de 1940 hicieron campaña enérgicamente a favor de la unificación, pero los africanos se opusieron firmemente a ella.

Luego, en 1953, Londres hizo cumplir un compromiso. Las 3 colonias no estaban unidas en una. En su lugar, se formaron en una federación. Cada una de las tres colonias tenía su propio gobierno responsable de la administración local y de los “asuntos indígenas”. Se formó un parlamento federal con autoridad sobre asuntos que involucraban a más de una colonia y sobre asuntos exteriores. De los 35 diputados, 6 debían ser africanos, 2 de cada colonia (¡aunque en Zimbabwe sólo se permitía que los blancos eligieran a los diputados africanos! A los diputados africanos se les dio el poder de cuestionar cualquier legislación que consideraran racista y enviarla a Londres para que fuera aprobada o vetada.

Sin embargo, en 1957 y 1958 el parlamento federal aprobó una legislación que aumentaría el número de diputados africanos, pero también reduciría la franquicia, ¡de modo que la mayoría de los votantes eran blancos! Los diputados africanos enviaron esta legislación a Londres, pero fue aprobada. Durante el período 1953-1963, el gobierno federal “liquidó” los ingresos de las minas de cobre de Zambia y gastó muy poco en la colonia. (Los zimbabwenses blancos no ocultaban el hecho de que consideraban a Zambia como un recurso a explotar).

El único gran desarrollo en Zambia en ese momento era la presa de Kariba, que fue construida para la hidroelectricidad entre 1955 y 1959. Se formó un lago detrás de él en 1960-61 y 50.000 personas tuvieron que ser reasentadas. También muchos animales salvajes fueron rescatados en la operación Noé. Aparecen nuevas ciudades. Chingola se fundó en 1943 y Kalushi se fundó como ciudad empresarial para mineros en 1953. Se convirtió en una ciudad pública en 1958.

Aunque el cobre era el principal producto de exportación de Zambia en la década de 1950, también existía una gran industria de piedras preciosas. Berilo, rubíes, zafiros y otras piedras preciosas o semipreciosas fueron extraídas. Mientras tanto, la población blanca siguió creciendo rápidamente y llegó a 50.000 en 1955. Para entonces formaban alrededor del 3% de la población. Muchos de estos nuevos inmigrantes vinieron de Gran Bretaña. A menudo disfrutaban de un nivel de vida más alto que en la Gran Bretaña de la posguerra, con su escasez y racionamiento. A finales de la década de 1950, el salario promedio de un trabajador blanco era de 2.071 libras al año. Para un trabajador negro era de 203 libras al año.

En 1958 el gobernador introdujo una nueva constitución para la colonia. El líder del ANC lo aceptó, lo que provocó una división en la organización. Los miembros más radicales se separaron y formaron el Partido de la Independencia Nacional Unida (UNIP). Después de 1961, Kenneth Kaunda lo dirigió. Los colonos blancos se enfrentaban a una batalla perdida. Por un lado, el número de africanos instruidos iba en aumento. A partir de 1953 se les permitió ocupar puestos directivos en las dos principales empresas mineras.

Además, los mineros africanos se declararon en huelga durante 58 días en 1955 y obtuvieron una victoria. Se estaban organizando mejor. También la opinión mundial se estaba volviendo en contra del imperialismo. En 1960, el primer ministro británico dijo que había un “viento de cambio” soplando a través de África. El gobierno británico se dio cuenta de que la independencia de los países africanos era ahora inevitable.

Zambia independiente

Pero los colonos blancos no se rindieron fácilmente. En 1961, el secretario de Estado británico de colonias propuso una constitución para Zambia, que garantizaría el control africano. Los colonos blancos lo presionaron para que lo alterara y les diera el control. Kaunda amenazó con’paralizar’ al gobierno a menos que la nueva constitución volviera a ser modificada. Pidió protestas pacíficas, pero hubo levantamientos violentos y sabotajes. Esta convulsión se llamaba el cha-cha-cha. El gobierno británico finalmente cedió. La constitución fue enmendada para dar a los africanos una pequeña mayoría en el parlamento. En 1962 se celebraron elecciones y el ANC y la UNIP formaron una coalición en un gobierno de transición mientras la colonia se preparaba para la independencia. La federación de Zambia, Zimbabwe y Malawi se disolvió en 1963.

En enero de 1964, el UNIP ganó unas elecciones y Kaunda se convirtió en Primer Ministro. En ese año, Alice Lenshina, cabeza de la iglesia de Lumpa, encabezó una rebelión. Kaunda usó la fuerza para suprimirlo. Alrededor de 700 personas murieron. Zambia se independizó el 24 de octubre de 1964 con Kaunda como presidente. El nuevo país se enfrentaba a muchos problemas. Sólo había unos 100 zambianos nativos con títulos universitarios y la falta de personal calificado para dirigir el país. Zambia carecía de infraestructura y de escuelas. También el 90% de las ganancias extranjeras de Zambia provenían del cobre. Así que Kaunda elaboró un plan de desarrollo para 1965-69. Dedicó grandes recursos al sector público (salud e infraestructura y también, en menor medida, educación).

El número de niños en la escuela primaria se duplicó entre 1964 y 1972. El número de alumnos en las escuelas secundarias aumentó de 14.000 a 61.000 en el mismo período.

Al principio, la industria creció rápidamente. Pero la economía funcionó bien en las décadas de 1960 y 1970, principalmente debido al alto precio del cobre. Después de 1974 el precio del cobre bajó. Esto causó un gran daño a la economía zambiana, que dependía en gran medida del cobre.

Además, en 1967, Kaunda declaró que su política de “humanismo” era una extraña mezcla de ética cristiana y socialismo. Esta política no tuvo éxito. El gobierno tomó una participación del 51% en 26 compañías, incluyendo, en 1969, las dos principales compañías mineras. A finales de la década de 1980 se estimaba que el 80% de la economía estaba compuesta por empresas estatales, pero estas industrias nacionalizadas eran derrochadoras e ineficientes.

En 1965 se impusieron sanciones a Zimbabwe y Zambia dejó de importar mercancías de ese país. Pero como represalia, los zimbabwenses impidieron el transporte de petróleo a Zambia a través de su país. Se introdujo en Zambia el racionamiento de la gasolina. La gasolina fue transportada en avión o traída a través de Tanzania. Además, en 1968 se construyó un oleoducto a través de Tanzania hasta Zambia. En 1974 se inauguró un ferrocarril desde Zambia hasta la costa de Tanzania. Mientras tanto, Zambia fue utilizada como base por las guerrillas que luchaban en una guerra en Zimbabwe.

El dominio de Kaunda sobre el poder comenzó a disminuir a finales de la década de 1960. En las elecciones de 1969, su partido, el UNIP, vio reducida su mayoría. Además, en 1971 Simon Kapepwe acusó a Kaunda de tratar injustamente a los Bemba. Formó un partido rival, el Partido Progresista Unido o UPP, con base en el Bemba. Kaunda temía que sus dos rivales, el ANC y el UPP, formaran una alianza para luchar contra las elecciones de 1973. Así que en 1972 Kaunda prohibió los partidos de la oposición. Tenían una base regional, por lo que Kaunda los acusó de ser “tribalistas” (es decir, de anteponer los intereses tribales a los nacionales). Algunos líderes de la oposición fueron encarcelados. Otros fueron persuadidos a cambiar de bando ofreciéndoles trabajos bien remunerados. Luego, los grupos de oposición fueron disueltos o absorbidos por el UNIP. En las elecciones presidenciales de 1973, Kaunda fue el único candidato. Los votantes podían votar a favor o en contra. Kaunda ganó las elecciones fácilmente. En otra elección en 1978 Kaunda ganó un 80% de los votos a favor, pero en 1983 cayó al 60%.

Sin embargo, en las décadas de 1960 y 1970 se creó una burocracia abultada. Absorbió recursos. A las peores personas no cualificadas se les asignaban puestos de trabajo importantes. A la gente se le daba trabajo por su lealtad más que por sus habilidades. Peor aún, cambiaban con frecuencia. Entre 1964 y 1986 hubo 12 ministros de finanzas y 9 jefes de bancos centrales. Los cambios tan frecuentes de la gente en la cima hicieron que fuera muy difícil tener políticas consistentes.

Peor aún, la economía de Zambia dependía en gran medida del cobre. A partir de mediados de la década de 1970, el precio del cobre cayó, con resultados desastrosos para Zambia. El país se vio obligado a pedir dinero prestado y Zambia se endeudó cada vez más. A mediados de la década de 1980, Zambia se vio obligada a aceptar los programas de ajuste del FMI, lo cual fue muy doloroso para el pueblo zambiano. En 1985, el FMI exigió que se redujera la mano de obra de la administración pública en un 25%. También exigieron recortes en los subsidios de precios, lo que provocó disturbios. En 1985, las medidas de austeridad provocaron disturbios en la universidad de Lusaka y huelgas. Siguieron más disturbios en 1986, cuando se eliminaron los subsidios alimentarios. Veinte personas murieron cuando las fuerzas de seguridad reprimieron los disturbios. En 1987 Kaunda rompió con el FMI, pero esto provocó fuertes críticas internacionales. En 1988 Kaunda se vio obligada a aceptar un nuevo acuerdo.

El nivel de vida de la mayoría de la gente cayó durante las décadas de 1980 y 1990, y en 1999 la inflación era de tres dígitos. A medida que la economía se deterioraba, las iglesias y los sindicatos lideraban la creciente oposición a Kaunda. En 1990 se produjeron más disturbios tras la duplicación del precio de los alimentos básicos. Finalmente, en junio de 1990, Kaunda levantó la prohibición de los grupos organizados. En julio se lanzó el Movimiento para la Democracia Multipartidaria o MMD. Kaunda también acordó celebrar un referéndum sobre la conveniencia de mantener su sistema de partido único. Pero el MMD no estaba satisfecho. Exigieron elecciones multipartidistas.

Frente a la creciente oposición de iglesias y sindicatos, Kaunda cedió y convocó a elecciones multipartidistas en octubre de 1991. El MMD ganó 125 de los 150 escaños. En las elecciones presidenciales, Frederick Chiluba obtuvo el 81% de los votos.

El nuevo gobierno abandonó la fallida política del “humanismo”. A principios de la década de 1990, Zambia aceptó un programa de ajuste estructural. Esto incluye la eliminación gradual de las subvenciones alimentarias y la posibilidad de que el mercado fije los precios.

También significaba privatizar las industrias estatales. La privatización comenzó en 1994 y en 2000 se vendió el 70% de la mayor empresa minera. Mientras tanto, la inflación descendió de tres dígitos en 1990 a un 25% en 1999. Sin embargo, durante la década de 1990 Zambia se vio afectada por inundaciones y posteriormente por sequías. Como resultado, el crecimiento económico fluctuó. En algunos años la economía creció. En otros se contrajo. Zambia también se enfrenta al problema de la epidemia del SIDA. Para el año 2000 se estimaba que el 10% de la población tenía el SIDA o el virus del VIH. Esto se sumó a los cientos de miles de personas que ya habían muerto y a los miles de huérfanos.

En el decenio de 1990, los países desarrollados cancelaron parte de la deuda de Zambia y en 1999 el precio del cobalto aumentó.

Zambia en el siglo XXI

En 2005, el grupo de países ricos del G8 acordó cancelar la deuda nacional de Zambia (con efecto a partir de enero de 2006). Además, a principios del siglo XXI, la economía de Zambia creció rápidamente. La minería del cobre siguió siendo la industria más importante de Zambia, pero también se extrajeron otros metales como la plata, el zinc, el cobalto y el plomo. Zambia también tiene potencial para el turismo con sus parques nacionales y las Cataratas Victoria. Zambia sigue siendo un país pobre, pero se está desarrollando rápidamente.

En la actualidad, la población de Zambia es de 17 millones de habitantes.

Comparte la historia de Zambia resumida. 🇿🇲

Contenido relacionado