Historia de Dinamarca

Breve historia de Dinamarca

bandera de dinamarca

Un sencillo resumen de lo que es la historia de Dinamarca a través de los siglos.

Antigua Dinamarca

Los primeros humanos en Dinamarca llegaron alrededor del año 10.000 a.C., después del final de la última Edad de Hielo. Los primeros daneses fueron cazadores y pescadores de la Edad de Piedra. Alrededor de 4.000 a.C. la agricultura fue introducida en Dinamarca. Los primeros agricultores daneses utilizaban herramientas y armas de piedra. Alrededor del año 1.800 a.C. se introdujo el bronce en Dinamarca. Los artesanos daneses pronto se convirtieron en expertos en la fabricación de productos de bronce. Hacia el año 500 a.C. se introdujo el hierro en Dinamarca. Los daneses de la Edad de Hierro tuvieron contacto con los romanos. Vendieron a los mercaderes romanos esclavos, pieles, cueros y ámbar a cambio de lujos mediterráneos.Hacia el año 200 d.C. los daneses habían empezado a utilizar las runas (una forma de escritura) para las inscripciones.

Después de la caída del ImperioRomano de Occidente en el siglo V, los daneses continuaron comerciando con la mitad oriental del Imperio Romano, que se conoció como el Imperio Bizantino.

Como el resto de Europa, Dinamarca sufrió un terrible brote de peste en el siglo VI, que mató a gran parte de la población. A pesar de esto, el comercio prosperó y en el siglo VIII los primeros asentamientos comerciales en Dinamarca surgieron en Hedeby y Ribe.

Dinamarca vikinga

En el siglo IX, Dinamarca se dividió en diferentes reinos, aunque esto se revertiría en siglo X, cuando se convirtió en uno solo de nuevo.

En los siglos IX y X, los daneses asaltaron otras partes de Europa como Inglaterra e Irlanda. Sin embargo, eran más que simples asaltantes. Los daneses crearon las primeras ciudades en Irlanda: Dublín, Limerick, y Cork.

A principios del siglo IX, los daneses asaltaban monasterios ingleses y tomaban a gente como esclavos. Sin embargo, a finales del siglo IX, pasaron del saqueo a la conquista. En el año 865, los daneses invadieron Inglaterra (que luego se dividió en 3 reinos). En el 874, sólo quedaba el reino más meridional. Sin embargo, bajo su líder, Alfred el Grande derrotó a los daneses en 878. En el 879, Alfred y el líder danés Guthrum hicieron el Tratado de Wedmore. Inglaterra se dividió entre ellos, y los daneses ocuparon la parte oriental. Guthrum se convirtió al cristianismo.

La parte danesa de Inglaterra se llamaba Danelaw y durante las décadas siguientes los ingleses la conquistaron pieza por pieza. Los ingleses y los daneses se establecieron y vivieron juntos pacíficamente. Sin embargo, en 1002, Etelredo el Indeciso, rey de Inglaterra, ordenó la masacre de los colonos daneses. Entre los muertos se encontraban familiares del rey danés Svend I.

Svend se convirtió en rey de Dinamarca alrededor de 985 y en 1000 conquistó Noruega. Enfurecido por el asesinato de sus parientes, atacó a Inglaterra y exigió dinero en compensación. Después, durante algunos años, Svend exigió dinero para no atacar a Inglaterra. En 1013, consiguió expulsar al rey inglés Etelredo y se convirtió en rey de Inglaterra. Su reinado no duraría mucho, pues murió al año siguiente, en 1014.

Su hijo Canuto huyó a Dinamarca, temiendo la venganza de Etelredo. Además, en 1015 Noruega se independizó de Dinamarca. El rey Etelredo murió en 1016. Algunos ingleses estaban dispuestos a aceptar a Canuto como rey, pero otros eligieron a un hombre llamado Edmundo (Ironside). Los dos lucharon por la corona.

Edmundo fue derrotado, pero Canuto le permitió gobernar parte de Inglaterra hasta su muerte. Pero no sería por mucho, ya que Edmundo murió ese mismo año (1016). Canuto se convirtió entonces en rey de Inglaterra, así como de Dinamarca. En 1028 también conquistó Noruega y se convirtió en el gobernante del Imperio del mar del Norte. Sin embargo, su imperio no sobrevivió mucho tiempo después de sumuerte. Inglaterra se independizó en 1042 y Noruega en 1047.

En el año 826 un monje llamado Óscar (Ansgar) fue a Hedeby para tratar de convertir a los daneses al cristianismo, pero tuvo poco éxito. Sin embargo, alrededor del año 960, el rey Harald Blåtand se convirtió al cristianismo y la mayoría de sus súbditos lo siguieron.

Curiosamente, BlÃ¥tand se tradujo incorrectamente al inglés como Bluetooth (en español “diente azul”). Un milenio más tarde, el ingeniero que inventó la comunicación Bluetooth puso este nombre en honor al Rey, pues en época vikinga este se convirtió al cristianismo y unificó Dinamarca y Noruega. El inventor del Bluetooth intentó unificar a la competencia en un único medio de comunicación.

simbolo bluetooth rey dinamarca harald blatand
Las runas H y B (por las iniciales del Rey) hacen el símbolo de Bluetooth

Edad Media

En 1047, Svend Estridsson se convirtió en rey de Dinamarca. Aumentó el poder de la corona y durante su reinado Dinamarca se dividió en 8 obispados (áreas presididas por un obispo). Svend fue seguido por cinco de sus hijos. Sin embargo, en 1131 el hijo del rey, Magnus el Fuerte, asesinó a uno de sus parientes, Canuto Lavard, temiendo que Canuto pudiera intentar reclamar el trono algún día. El resultado fue una guerra civil que se prolongó durante 26 años hasta que Valdemar, hijo de Canuto, se convirtió en rey de Dinamarca en 1157.

Valdemar fue a la guerra contra un pueblo llamado los Wendos (o Vendos) que vivía entre el río Elba y el río Óder. En 1169, capturó una isla llamada Rügen. En 1184, su hijo Absalón conquistó Pomerania y Mecklenburgo. Su hermano Valdemar II, conocido como el Conquistador, lo siguió. Valdemar II era ambicioso y deseaba controlar todo el Báltico. Hacia 1215 controlaba toda la tierra entre el Elba y el Oder. En 1219 invadió Estonia. Aplastó a los estonios en la batalla de Lyndanisse y se convirtió en su gobernante.

En 1223, Valdemar fue capturado por un príncipe alemán. Fue liberado en 1225 a condición de que renunciara a todas sus conquistas excepto a Rügen y Estonia (aunque en 1346 un rey danés, desesperado por dinero, vendió Estonia).

Hubo avances en la agricultura. En la época vikinga, la tierra en Dinamarca se cultivaba en un sistema de 2 campos. Una mitad se sembraba con cultivos y la otra mitad quedaba en barbecho (regenerándose). En el siglo XII, se empezó a utilizar un sistema de 3 campos, más avanzado. Una se sembraba con cosechas de primavera, la otra con cosechas de otoño, mientras que la tercera quedaba en barbecho.

Dinamarca se hizo cada vez más rica. El comercio en la región del Báltico prosperó y las ciudades danesas se hicieron más grandes e importantes. Sin embargo, en los años 1349-1350 Dinamarca, al igual que el resto de Europa, fue devastada por la Peste Negra, que probablemente mató a un tercio de la población.

Más tarde, Margarita se convirtió en regente de Dinamarca y Noruega. En 1388, los nobles suecos se rebelaron contra su rey y declararon a Margarita regente de Suecia. En 1389, sus soldados capturaron al rey sueco, aunque sus partidarios permanecieron en Estocolmo hasta 1398.

En 1397 Erico, nieto de su hermana, fue coronado rey de Dinamarca, Suecia y Noruega en Kalmar. Esta unión de tres reinos fue llamada la Unión de Kalmar. Su capital era Copenhague.

En 1434 estalló una rebelión en Suecia. Se extendió y en 1348 Erico fue depuesto como rey de Dinamarca. En 1439, fue depuesto como rey de Suecia y en 1442 como rey de Noruega. En 1440, fue reemplazado como rey de Dinamarca por su sobrino Cristóbal, que más tarde también se convirtió en rey de Suecia y Noruega. Sin embargo, Cristóbal murió en 1448 y la unión se disolvió. En 1449 los daneses eligieron rey al conde Cristián de Oldenburgo.

En 1481 Juan se convirtió en rey de Dinamarca. En 1483 también fue nombrado rey de Noruega. Los suecos también lo reconocieron como su rey, pero no fue coronado hasta 1497. Además, su reinado sobre Suecia duró poco. En 1501 los suecos se rebelaron contra él. De 1506 a 1513, Juan luchó contra Suecia, pero no logró recuperar la corona sueca.

Siglo XVI

Su hijo Cristián II fue nombrado rey de Suecia en 1520. Sin embargo, su reinado fue bastante corto. Los daneses se rebelaron contra Cristián y lo encarcelaron en 1523. Su tío fue nombrado rey, Federico I de Dinamarca y Noruega, en su lugar. Mientras tanto, los suecos eligieron a uno de los suyos como rey de Suecia. Después, Suecia se separó de Dinamarca para siempre.

Cuando Federico I murió, en 1533, la Reforma protestante estaba dividiendo Europa. Después de su muerte, la elección de un nuevo rey se pospuso un año. Entonces en 1534, los habitantes de Lübeck enviaron una expedición bajo el mando del conde Cristóbal de Oldemburgo para exigir que el ex-rey Cristián II fuera liberado de la prisión y reintegrado. La expedición llegó a Selandia y se desató una guerra civil. El pueblo de Copenhague apoyó la expedición y el pueblo de Jutlandia se levantó en rebelión en apoyo del ex rey Cristián.

Sin embargo, un hombre llamado Johan Rantzau, un noble luterano, aplastó la rebelión en Jutlandia y los daneses consiguieron derrotar la ciudad de Lübeck en el mar. En 1536, Copenhague sufrió sumisión, y la guerra civil, conocida como la Guerra de los Condes, terminó. Posteriormente, el luteranismo se convirtió en la religión de Dinamarca.

Tanto Dinamarca como Suecia trataron de controlar los países bálticos. El resultado fue una guerra en los años 1563-1570. Ninguno de los dos bandos fue capaz de derrotar al otro y el Tratado de Stettin puso fin a la guerra. La devastación causada por la guerra fue seguida por un largo período de paz. El rey de Dinamarca se vio obligado a pagar por la guerra en parte mediante la imposición de impuestos a los agricultores y en parte mediante el cobro de derechos sobre los cargamentos transportados a través del estrecho de Øresund (o simplemente Sund).

Siglo XVII

En 1611-1613 se libró otra guerra entre Dinamarca y Suecia. Ninguna de las dos partes fue capaz de infligir una derrota decisiva a la otra.

Mientras tanto, Cristián IV fundó nuevas ciudades en Dinamarca y ganó posesiones en el extranjero. Cristián insistió en intervenir en la Guerra de los Treinta Años en Alemania (1618-1648). Desafortunadamente, en 1626 el ejército danés fue severamente derrotado y forzado a retirarse. El ejército enemigo ocupó Jutlandia durante 18 meses. En 1629, Cristián firmó la Paz de Lübeck.

En 1643, Dinamarca y Suecia volvieron a luchar. Dinamarca fue derrotada y obligada a firmar la paz en 1645.

Los daneses y los suecos lucharon de nuevo en 1658-1660. El Tratado de Copenhague puso fin a la guerra. Para Dinamarca, las condiciones eran humillantes. El rey danés se vio obligado a entregar territorio al rey sueco. También se concedió a los suecos la exención del pago de peajes a los buques que pasaban por el Sund.

Sin embargo, después de la guerra, el rey de Dinamarca aumentó mucho su poder. En 1660 la asamblea danesa, el Rigsdag, le otorgó poderes autocráticos. Desde entonces, el rey danés fue un monarca absoluto, al menos en la teoría.

Entre 1675-1679, Dinamarca y Suecia volvieron a la guerra. El gran almirante danés Niels Juel derrotó a los suecos en el mar. Sin embargo, después de la guerra, los daneses se vieron obligados a rendirse en la provincia de Escania, en el sur de Suecia.

Siglo XVIII

En 1700 la población de Dinamarca era de alrededor de dos tercios de un millón.

Durante el siglo XVIII, Dinamarca era una sociedad mayoritariamente agrícola. Había poca industria. Los campesinos no eran libres. Cada hombre tenía que vivir en la aldea en la que nació desde los 4 hasta los 40 años de edad, y tenía que pasar parte de su tiempo trabajando en la tierra de sus terratenientes en lugar de en la suya propia.

Dinamarca participó en la Gran Guerra del Norte (1709-1720) contra Suecia. Sin embargo, la mayor parte del siglo XVIII fue un siglo pacífico para Dinamarca y se construyó una flota mercantil bastante grande.

A partir de 1784, el príncipe heredero Federico fue regente de Dinamarca e introdujo reformas. Los campesinos fueron liberados y ya no tenían que trabajar en la tierra de su señor. Los arrendatarios se convirtieron a menudo en pequeños terratenientes. Además, los terratenientes ricos dejaron de tener derecho a castigar físicamente a sus inquilinos, por ejemplo, azotándolos. También se desreguló el comercio y se redujeron los aranceles sobre los bienes importados.

Siglo XIX

Durante la guerra, la marina británica intentó impedir que Francia importara material bélico, por lo que detuvieron y registraron barcos de países neutrales. En 1794, Dinamarca y Suecia formaron una neutralidad armada para impedir que los británicos siguieran haciendo esta práctica. En 1800, se unieron Rusia y Prusia. Gran Bretaña decidió tomar medidas. En 1801, una flota británica bajo el mando de Horacio Nelson atacó una flota danesa en el puerto de Copenhague y destruyó parte de ella.

En 1805, la flota francesa fue destruida en Trafalgar. Gran Bretaña temía que los franceses tomaran la flota danesa y la usaran para atacar a Gran Bretaña. Por lo tanto, la flota británica atacó Copenhague. Los barcos británicos bombardearon la ciudad y le dispararon cohetes. Partes de Copenhague fueron quemadas. Copenhague se vio obligada a rendirse y los británicos se apoderaron de la flota danesa.

Lo peor estaba por llegar. En 1813 los suecos atacaron Noruega. En 1814 Dinamarca se vio obligada a entregarles Noruega.

En 1814 se introdujo en Dinamarca la educación primaria universal.

Entre 1837 y 1841, se creó un gobierno autónomo local en Dinamarca. Sin embargo, los liberales exigieron más reformas. Así que finalmente en 1849 el rey Federico VII aceptó una nueva constitución. Se formó una nueva asamblea compuesta por 2 casas, el Folketing y el Landsting. En Dinamarca también se garantizaba la libertad de prensa y de religión.

Junto a Dinamarca había dos ducados, Holstein y Schleswig. Holstein era alemán, pero Schleswig tenía una población mixta alemana y danesa. Los daneses trataron de integrar Schleswig a Dinamarca. Como resultado, comenzó una rebelión en Schleswig-Holstein. Los prusianos y otros alemanes intervinieron, pero el Zar los convenció de que se retiraran. La guerra contra Schleswig-Holstein terminó en enero de 1851. Mediante acuerdos de 1851 y 1852, los daneses acordaron no intentar acercar Schleswig más a Dinamarca que a Holstein.

Sin embargo, otra guerra comenzó de nuevo en 1864. A pesar del acuerdo, Dinamarca intentó absorber a Schleswig en 1863. El 1 de febrero de 1864, fuerzas prusianas y austriacas cruzaron el Eider. Los daneses lucharon valientemente, pero los alemanes ocuparon Jutlandia y capturaron la isla de Als (una fortaleza danesa). Así pues, el 20 de julio comenzaron las conversaciones de paz. En octubre, los dos ducados fueron entregados a Prusia y Austria por la Paz de Viena.

A pesar de este desastre, la economía danesa creció rápidamente a finales del siglo XIX. La tierra fue explotada para la agricultura. Las industrias de la cerveza y de la remolacha azucarera crecieron a pasos agigantados. La ingeniería y la construcción naval florecieron. Mientras tanto, Copenhague creció muy rápidamente. En 1911 tenía una población de 560.000 habitantes. En 1870 sólo alrededor del 25% de la población de Dinamarca era urbana, pero en 1901 había alcanzado el 44% (hoy en día la cifra es de alrededor del 70%).

Siglo XX

Dinamarca se mantuvo neutral durante la Primera Guerra Mundial y en 1915 se modificó la constitución para hacerla más democrática. En Dinamarca se concedió a las mujeres el derecho de voto ese mismo año.

Dinamarca sufrió severamente durante la depresión de la década de 1930. El desempleo se disparó. En el peor momento en 1932-1933 alcanzó el 32%. El gobierno respondió creando obras públicas para reducir el número de desempleados. Al mismo tiempo, se aprobaron una serie de leyes para crear un estado de bienestar generoso.

Cuando comenzó la Segunda Guerra Mundial en 1939, Dinamarca se mantuvo neutral. Sin embargo, los nazis ocuparon Dinamarca en 1940. El 9 de abril de 1940 el ejército alemán cruzó la frontera y los transportes de tropas alemanas zarparon hacia Copenhague. Los alemanes amenazaron con bombardear Copenhague y los daneses se rindieron. Al principio, los alemanes trataron a los daneses con indulgencia, ya que querían el suministro de alimentos daneses. Sin embargo, la resistencia danesa aumentó gradualmente. Se produjeron actos de sabotaje y el 29 de agosto de 1943 los alemanes tomaron medidas drásticas. Declararon el estado de emergencia. El ejército danés fue desarmado y la flota danesa fue capturada. El gabinete danés fue reemplazado por un grupo de funcionarios que dirigían el país.

Durante la Segunda Guerra Mundial, casi 7.000 judíos daneses fueron transportados de contrabando a Suecia.

Después de la rendición alemana en mayo de 1945, unos 46 daneses fueron ejecutados por colaborar con el enemigo. El país se benefició del Plan Marshall, que fue concedida por los EEUU en los años 1948-1953. Ayudó a Dinamarca a recuperarse, y en 1949 se unió a la OTAN. Luego, en 1953, se cambió la constitución danesa.

Los años sesenta fueron años de prosperidad para Dinamarca. Había pleno empleo. La agricultura danesa se volvió altamente mecanizada y la industria danesa creció rápidamente. En 1973 Dinamarca se incorporó al Mercado Común (el CEE, precursor de la UE). Mientras tanto, la televisión comenzó a rodar en Dinamarca en 1951.

Desgraciadamente, a finales de los años setenta la economía danesa se deterioró. El desempleo aumentó (alcanzó el 10% en 1983). En la década de 1980, el gobierno introdujo medidas de austeridad para tratar de frenar la inflación.

Siglo XXI

A principios del siglo XXI la economía danesa comenzó a prosperar y el desempleo era bajo. Al igual que el resto de Europa, Dinamarca sufrió una recesión en 2009, pero pronto se recuperó. Hoy Dinamarca es un país próspero con un alto nivel de vida. Hoy en día la población de Dinamarca es de 5,8 millones de habitantes.

Contenido relacionado